Favorece la concentración y estimula la memoria en adultos y mayores con la Arteterapia.

3 octubre, 2021

La expresión de las propias emociones a través del arte, puede ayudar a resolver problemas del pasado, nos ayuda a mejorar el autoconocimiento, la autoestima, el control emocional, a reducir el estrés y la ansiedad, así como a mejora el estado de conciencia, la atención o la creatividad.

Para que alguien pueda beneficiarse de los aspectos positivos de la arteterapia no es necesario que sea un artista con talento, ya que el objetivo de este tipo de terapia es  la mejora del bienestar y la calidad de vida de quien la práctica.

La arteterapia ayuda a las personas a expresarse artísticamente y a explorar necesidades psicológicas y emocionales. Gracias a ello las personas mayores, en primer lugar, tienen un trabajo, en segundo lugar, aprenden a comprender y expresar sus emociones, y en tercer lugar, se calman, lo que contribuye a solucionar sus problemas cotidianos y su nivel de estrés se reduce claramente.

A medida que las personas llegan a la tercera edad, van perdiendo destrezas motoras y se reducen ciertas habilidades. Para evitar o retrasar este deterioro se pueden realizar actividades dentro de la Arteterapia, que funcionan no solo como momento de entretenimiento, sino para mantener la psicomotricidad, potenciar la atención y mejorar las habilidades técnicas.

Con la arteterapia, se intenta que determinados sentidos como el olfato, el oído, el gusto y el tacto se estimulen.

A continuación, te muestro  alguno de los beneficios más importantes de esta terapia ocupacional en personas adultas y mayores:

  • Permite a la persona expresar sus sentimientos, pensamientos y emociones, por lo que actúa como una manera de liberación.
  • Es una manera efectiva de expresión, ayuda a las personas que tienen dificultades para expresarse y comunicarse.
  • Ayuda a mejorar la calidad de vida.
  • Es muy efectiva con personas que sufren problemas sensoriales, físicos, motores o de adaptación social.
  • Puede emplearse para el tratamiento de fobias.
  • Reduce el estrés y la ansiedad.
  • Se recomienda a personas que padecen Alzheimer.
  • Ayuda a mejorar los síntomas del déficit de atención con hiperactividad.
  • Refuerza la autoestima y ayuda a pacientes que sufren depresión.
  • Se ha demostrado su efectividad en la ayuda de pacientes con enfermedades terminales.

Si quieres saber más sobre esta potente terapia, escríbeme, estaré pendiente de responderte y asesorarte lo antes posible.

Comparte en las redes sociales

Share on facebook
Facebook
Share on twitter
Twitter
Share on linkedin
LinkedIn
Share on email
Email

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *